Disfruta de una sesión de vinoterapia para dos en Alicante

Disfruta de una sesión de vinoterapia para dos en Alicante

Si eres una persona amante de su salud estética tienes que conocer uno de los tratamientos que están revolucionando el panorama actual, cada vez se está usando más en spas y sitios de tratamientos de belleza por varias razones, una de ellas es sus claros beneficios frente a cremas de farmacias, ya que esto es mucho más natural. Lo segundo es que, además de dejar la piel resplandeciente, sin duda su aromática es un plus a la hora de disfrutar de su embriagador olor cuando estás en el tratamiento. Por ello se ha convertido en una técnica a tener en cuenta y a seguir de cerca, estamos hablando de la vinoterapia.  

Aunque ahora es cuando la vinoterapia se ha vuelto a poner de moda, no es un invento moderno, de hecho, ya en el siglo XIV el rey Luis XV ya usaba esta técnica, concretamente les proporcionaba a sus mujeres una mascarilla hecha de vino para que se vieran siempre resplandecientes. Después de aquello ha ido evolucionando, al descubrir los beneficios de la uva y la uva fermentada en la piel, habitualmente en estos tratamientos se usan también las pepitas, las pulpas y el propio vino en sí aplicado de distintas maneras dependiendo del a zona del cuerpo o de lo que se quiera conseguir.

Los beneficios de la vinoterapia

Sin duda, uno de los puntos más fuertes del vino es su capacidad antioxidante, lo que favorece a rejuvenecer la piel y verla siempre brillante, previene la rotura de todas las fibras de la cara, con lo que previene el envejecimiento y la aporta elasticidad. Aunque no se queda ahí y también ayuda a la desintoxicación de la piel, lo cual ayuda a su regeneración.

También favorece mucho la circulación y el sistema cardiovascular, o sea que la sangre recorrerá mejor todo el cuerpo proporcionando salud física y visible. Los radicales libres son los que nos producen el envejecer, pero gracias al vino y sus propiedades estos quedan neutralizados, por lo que el envejecimiento se verá muy disminuido.

Pero eso es solo por parte del vino, ya que simplemente con la uva se consigue una hidratación y nutrición de la piel de forma muy prolongada, gracias a la fermentación todos estos beneficios se multiplican, por ello es una de las técnicas que más se están utilizando, al no tener ninguna contra por el hecho de ser natural y solo tener beneficios que aportan a tu piel todo lo que necesitas.

Elegir la vinoterapia

Si lo que estás buscando es hacer un tratamiento con tu pareja, un amigo o una amiga, sin duda esto puede ser perfecto para ambos, ya que lo primero que obtendréis es una relajación máxima, hoy en día vivimos en la época de lo inmediato, del estrés, por eso estos tratamientos cobran más importancia que nunca, al librarnos de ello, relajarnos por completo y hacernos olvidar todo lo que no esté pasando en esa habitación.

Por supuesto, tendrás más de un tratamiento a realizar, ya que dependiendo de tus necesidades podrás adaptarte a una cosa u otra, por ejemplo, si lo que quieres es un tratamiento facial, saldrás con la piel totalmente reluciente y con una sonrisa en la cara, ya que al masajear la relajación será total. Por supuesto, la persona con la que vayas sentirá lo mismo, de hecho, quizá tú ya lo has probado y quieras que alguien también pruebe esta experiencia única, lo cual está genial porque podrás ver de primera mano cómo le cambia la cara al sentir las propiedades del vino, porque, aunque esta terapia esté creada para el cuerpo, también ayuda a la mente, un dos por uno.

Y desde luego, si lo que quieres es un tratamiento completo de todo el cuerpo, no te arrepentirás de ello, ya que con los masajes con vinoterapia conseguirás que tu cuerpo no solo luzca como recién salido de la tintorería, sino que al tener factores que ayudan a la mejor regulación de la sangre, te sentirás con más energía, con ganas de hacer cosas y totalmente renovado o renovada para continuar con tu vida. Aunque antes de ponerte a ello siempre puedes ir a echarte una copa de vino, que seguro que entran ganas.

Deja un comentario