Divorcio en Alicante

Divorcio en Alicante

Es posible que hayas escuchado muchas veces aquello de divorcio consensuado, divorcio de mutuo acuerdo, que, como la propia palabra indica, es cuando dos personas casadas han llegado a un punto en el que saben que no podrán seguir juntas, por lo que deciden, por mutuo acuerdo siempre, divorciarse, entendiendo así que lo harán todo lo más fluido posible, sin problemas, malentendidos, traiciones e intentando llegar a acuerdos con todas las partes. Sin duda esta es la manera ideal, por así decirlo, de un divorcio, pero no es la única, ya que existen otros términos como el que hoy nos ocupa.

Y es que, el divorcio contencioso, quiere decir lo contrario de esta otra explicación, ya que se da cuando solo una de las personas quiere el divorcio o ha decidido que hasta aquí ha llegado su relación o bien una de las partes no quiere el divorcio, quiere seguir con la relación. Esto pro supuesto implica una serie de problemas.

¿Cuánto dura el proceso?

Al ser un tema en el que cada uno desea una resolución, suele llevar mucho más tiempo que un divorcio consensuado. Ambas partes deberán contratar un abogado que intentará mediar para que cada uno consiga lo que quiera, pero debido a esto y a la tardanza, que se puede llegar a calcular entre ocho y doce meses, es un proceso bastante más costoso y por supuesto cansado, ya que implica mucho esfuerzo emocional.

¿Qué se suele pedir?

La parte solicitante de este divorcio puede pedir tanto la patria potestad, es decir, poder quedarse con los hijos, si los hubiere, o una custodia que a esa persona le convenga, lo cual es el mayor de los inconvenientes en este proceso y por lo que se suele tardar más en llegar a un acuerdo. O también, como ejemplo, el deseo de quedarse con la vivienda que ambos habitan o propiedades que puedan estar a su nombre.

Por otro lado, puede pedir un orden de visitas para los niños con los abuelos, una pensión vitalicia, para esa persona, para los niños o el caso de no dar ninguna en absoluto, ya sea porque no quiere, no corresponde o no tiene suficiente como para poder mantener más vidas.

¿Qué ocurre si no se llega a un acuerdo?

Esto puede ser habitual y además extenderse en el tiempo. Si las partes no llegan al acuerdo de quién se queda con qué, o cómo hacen para que le divorcio les convenga a los dos, entonces entrará un juez para mediar en el asunto y establecer lo que será la resolución. También es posible que le juez no acepte lo que ellos le pidan por ser injusto.

Aunque es cierto, que el juez suele pedir otras opiniones, sobre todo cuando el tema es relacionado con hijos, puede preguntarles a ellos directamente qué es lo que quieren hacer o con quién quieren vivir, aunque si son muy pequeños, pueden preguntar a familiares, amigos, etc, todo porque los niños no acaben en la casa equivocada. Aunque siempre estas cosas pueden cambiar después de que se ponga punto y final en este proceso.

¿Cuándo puedo solicitarlo?

Como cualquier otro divorcio, puedes solicitarlo cuando hayan pasado tres meses desde que la boda se hizo oficial y no deberás dar razón específica de por qué quieres hacerlo.

Aunque hay otra opción sin tener que esperar ese tiempo, ya que, si existe un riesgo para la integridad física o más concretamente aún, si hay riesgo de perder la vida, la libertad, o hay maltrato de cualquier tipo a ti o a los hijos, entonces podrás solicitarlo en el momento que lo desees.

Deja un comentario